Desconocidos matan a estudiante a piquetazos

El equipo de homicidios del Departamento de Investigación Criminal investiga las circunstancias del asesinato de Siober Edgar Espinoza Domínguez (19). El cuerpo sin vida del estudiante de ingeniería estaba en posición de cubito ventral en uno de los ambientes de su casa ubicada en el jirón Acuario s/n, en Jancao Bajo, Amarilis.

Según el médico legista que participó en la diligencia de levantamiento del cadáver desarrollado el domingo a las 11:00 de la noche, Edgar Espinoza, quien presentaba tres heridas penetrantes (huecos) en la cabeza tenía más de 20 horas de fallecido. El resultado de la necropsia al que fue sometido ayer reveló como causa de muerte laceración encefálica (desgarros del tejido cerebral causados por un cuerpo extraño o la penetración de un fragmento de hueso por fractura de cráneo), traumatismo encéfalo craneano provocado por un arma blanca cuyo agente causante es un pico (herramienta agrícola) que fue hallado en la escena del crimen.

SIN VIOLENCIA. En la inspección técnica policial dirigida por el fiscal Rudy Jiménez Fuentes de la Tercera Fiscalía Penal Corporativa de Huánuco, los policías constataron que la puerta de la casa no tenía violencia, haciendo presumir que el homicida o homicidas era conocido de la víctima a quien habría hecho ingresar al inmueble.

Otro detalle que llamó la atención es que las cosas de la casa están intactas, solo la alcancía fue destruida para sacar las monedas que el agraviado guardaba. Allegados a la familia informaron que desde hace unos meses Edgar estaba dedicando su tiempo a los juegos de azar y no descartan que el crimen está relacionado, por lo que piden esclarecer el asesinato.

Algo más

La policía encontró cerca al cadáver el arma blanca (pico) que será sometido a examen para determinar si el homicida dejó sus huellas dactilares.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Simple Share Buttons